Alimentos para fortalecer nuestro sistema inmunológico

Hay aspectos del estilo de vida que pueden afectar la función protectora del sistema inmune, tales como como la falta de actividad física, el consumo de alcohol, ser fumador y tener una alimentación poco o nada saludable. Los alimentos no son exactamente medicinas pero muchos de ellos tienen nutrientes básicos para mantener el organismo en buen estado.

Son muchos los alimentos naturales que pueden ayudar a fortalecer la línea de defensa de nuestro organismo. Te recomendamos consumir  de preferencia alimentos naturales, hacer una lista de tus preparaciones y alimentos a consumir en la semana y realizar tus compras evitando los lugares con mucha afluencia de público.

Recuerda:

  1. Es importante que consumas alimentos de origen animal como pescado, carnes, huevos y lácteos que contribuyan a alcanzar las recomendaciones de nutrientes esenciales para el buen funcionamiento de tu cuerpo.
  2. Incluye en tu alimentación hierbas naturales y especias como ajo, cebolla, kion, orégano y cúrcuma.
  3. Consume alimentos ricos en vitamina A y betacarotenos como: camote, zapallo, zanahoria, papaya, etc.
  4. Alimentos con vitamina C: cítricos (naranja, mandarina, fresas, arándanos), pimientos, brócoli, kiwi, aguaymanto.
  5. Que no te falten las menestras, son saludables, nutritivas y pueden almacenarse por más tiempo.
  6. Consume alimentos ricos en fibra, un componente muy importante que interviene en la función del sistema inmunitario promoviendo el crecimiento de tu flora bacteriana.
  7. Puedes elegir alimentos con probióticos, es decir, bacterias con diversos efectos benéficos sobre el sistema inmune. Los encuentras en algunos productos como el yogurt.
  8. Evita el azúcar y la comida procesada como empacados, comida rápida, frituras, etc. Revisa las etiquetas y evita aquellos que tienen octógonos.

Pero, además de esta alimentación equilibrada debemos acompañarla de otros hábitos saludables como hidratación suficiente, descanso (horas de sueño adecuadas), control del estrés, actividad física regular y eliminación del alcohol y cigarros. Es relevante mantener las rutinas y los horarios, tanto de sueño como de comida, nuestro cuerpo funciona con relojes internos y necesita estabilidad para funcionar bien.

Un mayor refuerzo para el invierno

Esta época siempre es asociada a gripes y resfríos que suelen afectar con más fuerza a los organismos que presentan un bajo nivel de defensas incapaz de proteger debidamente al cuerpo de diversos virus y/o bacterias.

Si bien en invierno se evidencia más la necesidad de contar con un buen nivel de defensas, en realidad debemos reforzar nuestro sistema inmune durante todo el año, ya que siempre podemos estar expuestos a enfermedades.

Los alimentos que podemos consumir más en esta época del año son:

CLL alimentación para el SI - grafica